No me importa si tu voz recorre de una punta a otra del bar o del país, me importa lo que dices.

miércoles, 8 de agosto de 2012

Marina Alabau y el ciclo de la vida


Posts para  http://juegos-olimpicos.com

Weymouth será un lugar especial para Marina Alabau el resto de su vida, y no exclusivamente por ser el sitio en el que la sevillana ha conseguido su primera medalla de oro en unos JJOO. Fue allí cuando en 2009 consiguió su, hasta el momento, única victoria en un mundial de su disciplina, la clase RS:X de windsurf. Aunque en la bahía británica le recuerda algo más.

La historia de Alabau es de viajes entre olas. El primero de ellos fue en unas vacaciones en Isla Canela (Huelva), cuando visitando a una de sus tías se topó con un primo que practicaba la vela y decidió probar la experiencia. Con el tiempo, Marina descubrió que los barcos eran demasiado ‘tranquilos’ para ella y decidió subirse a una tabla, de la cual ya no volvió a bajarse.

A partir de aquí, cinco victorias en campeonatos de Europa, una en un campionato del mundo y dos segundas posiciones en mundiales pasando por lugares como Perth, Auckland, Tel Aviv o Madeira.Hace cuatro años, en los Juegos Olímpicos de Pekín, pasó por uno de los momentos más duros de su carrera al quedar fuera del podio. Consiguió un diploma olímpico.

Pero el ciclo de la vida ha querido que Marina Alabau llegara a los más alto que puede aspirar un deportista justo en el lugar del que se despidió de una de las personas más importantes de su carrera, su antiguo entrenador Kim Lythgoe, con el que conquistó dos títulos europeos y su única medalla de oro a nivel mundial.

Lythgoe falleció víctima de un accidente practicando submarinismo en unas vacaciones justamente posteriores a los mundiales de Weymouth 2009, esa fue su última competición a su lado. “Quiero agradecérselo a Kim, ya que este era nuestro objetivo y creo que él estará orgulloso de mí esté donde esté”, declaró Alabau al llegar a la meta más importante de su carrera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada